Purcell Dido y Eneas Teatro Gayarre 07/05/2016

Integridad

 

Sábado, 7 de Mayo de 2016. Teatro Gayarre de Pamplona. Dido y Eneas: ópera trágica en tres actos con libreto de Nahum Tate y música de Henry Purcell estrenado en la Mr. Josias Priest’s Boarding School for Girls de Chelsea en Londres en la primavera de 1689. Anna Alás i Jové (Dido), Enrique Sánchez Ramos (Eneas), María Lacunza (Belinda), Sergi Moreno (Espíritu), María Ayestarán (Segunda mujer), Íñigo Casalí (Hechicero), Lola Elorza y Beatriz Aguirre (Brujas), Luis Rodríguez (Marinero). Coral de Cámara de Navarra y Conjunto Instrumental. Pablo Ramos, dirección de escena. Koldo Taínta, Alejandro Oteiza, Fermín Blanco y Raúl Arraiza, escenografía. Marisa Vera, coreografía. Edurne Ibáñez, vestuario. Fermín Blanco, iluminación. David Guindano y Garreta, director musical. Producción de Ópera de Cámara de Navarra.

 

Dido y Eneas de Henry Purcell es, en muchos aspectos, una ópera muy especial. Por una parte, el trazo general de la obra es distinto a la mayoría de las óperas escritas en fechas cercanas. Tal como afirma David Guindano en sus muy ilustrativas notas al programa, la obra bebe musicalmente de dos influencias fundamentales: el recitativo monteverdiano (algo que en Italia estaba bastante olvidado en 1689 y que generalmente se aplicaba de forma algo simplificada), y la música de danza francesa. Nosotros añadiremos por nuestra parte la herencia de la escritura coral renacentista, que explica la perfección de la escritura polifónica de momentos como la escena final. Con todos estos elementos, Purcell construyó una ópera esencial, de poco más de una hora de duración, en la que se encuentra seguramente la mejor música escrita en la segunda mitad del siglo XVII. Por otra parte, dadas las peculiares condiciones en las que se presentó la obra, (fue estrenada en un internado femenino), ni la escritura vocal ni el reparto requieren todo el lujo vocal que aparecen en muchas otras óperas del mismo período. El aria más importante, sin duda el Lamento de Dido de la escena final, requiere fundamentalmente una cantante con sensibilidad.

Así pues, poner en pie esta obra requiere básicamente un reparto bien preparado y un conjunto instrumental y coral bien entrenado. En esta ocasión, tanto la orquesta, formada por los principales intérpretes especializados en música barroca establecidos en Navarra, como la Coral de Cámara de Navarra realizaron una actuación muy destacada conducidos por un David Guindano muy consciente de su responsabilidad. Ya desde los primeros acordes de la obertura a la francesa, tomada con bastante más pausa de lo que podía esperarse, se percibía un acercamiento muy respetuoso con la partitura, muy maduro y musicalmente sensato. Frente a músicas de esta calidad, cualquier intromisión en la partitura parece contraproducente, y Guindano supo entenderlo perfectamente.

El nivel vocal fue muy homogéneo. Anna Alás i Jové realizó una muy buena actuación como Dido, mostrando una voz ancha y penetrante sólo reducida en el final de su lamento, donde no sabemos si le afectó la emoción o si buscó un efecto de desvanecimiento prematuro. María Lacunza se hizo cargo con gran eficacia de la parte de Belinda, con su voz más ligera y su limpia resolución de las agilidades. Enrique Sánchez Ramos no mostró como Eneas un arte de canto tan acabado, pero realizó su parte igualmente con eficacia. El resto de cantantes, con intervenciones menores, realizaron prestaciones asimismo interesantes. Fue despiadado en general el retrato de las brujas y el hechicero; los cantantes que se hicieron cargo de esos papeles tendían a acentuar la maldad de sus personajes acudiendo al graznido.

En conjunto, fue una interpretación musicalmente muy satisfactoria de este Dido y Eneas, una ópera breve en duración pero muy intensa en todo lo demás. Fue una muestra de integridad y de honestidad artística por todos los intervinientes musicales, que hicieron posible un espectáculo de alto nivel.

 

 

Autor entrada: Xabier Armendariz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *