«DIVERSIDAD» MUSICAL EN CIVICAN

MÚSICA Xabier Armendáriz

«Diversidad»

Miércoles, 24 de noviembre de 2021. Salón de Actos del Centro Civican de Pamplona. Cristian Iffrim y Anna Radomska, violines. Jerzy Wojttysiak, viola. David Johnstone, violonchelo. Agustín González-Acilu: Cuarteto de cuerda número 7. Teresa Catalán: Las redes de la memoria. Koldo Pastor: Cuarteto de cuerda número 1, (Irangoiti), (estreno absoluto). Jesús María Echeverría: Cuarteto de cuerda número 2, (Tétares): Selección. Concierto inscrito en el Ciclo de Música de Cámara de la Temporada Enclave Fortissimo de la Orquesta Sinfónica de Navarra 2021-2022.

___________________

Los no habituados a los conciertos de música contemporánea tienden a decir que buena parte de la música clásica escrita desde 1945 suena parecida; de hecho, algunos tienden a sospechar por principio en cuanto la fecha de nacimiento de un compositor es posterior a 1920. Pero la realidad es completamente diferente: hoy podemos decir que desde los años 1970, asistimos a la época de la Historia de la Música en la que coexisten estilos musicales más variados, incluso dentro del terreno clásico.

El concierto que nos ocupa era una muestra evidente de esa diversidad. Se iniciaba con una obra de Agustín González-Acilu y seguía con composiciones de tres de sus discípulos directos, como son Teresa Catalán, Koldo Pastor y Jesús María Echeverría. Sin embargo, hablamos de cuatro estéticas diferentes y complementarias entre sí, todas válidas.

Se iniciaba la sesión con el Cuarteto de cuerda número 7 de Agustín González-Acilu. El compositor alsasuarra siempre se ha mostrado partidario de no hacer concesiones; su estética siempre ha sido una de las más espartanas del panorama vanguardístico español, pues el autor ha optado por una escritura donde el sentido del color instrumental es muy relativo. En esta obra en particular, todo gira en torno a unas pocas células que se escuchan nada más iniciarse la composición, que luego deriva en una carrera hacia el abismo. Los componentes de la Orquesta Sinfónica de Navarra realizaron un trabajo convencido y dedicado con la obra, pero quizá no fue la mejor decisión abrir el concierto con ella.

Seguía Las redes de la memoria de Teresa Catalán, una obra que tiene un evocador comienzo, que gracias a esa escritura oscura y agitada recuerda mínimamente al arranque del último cuarteto de Felix Mendelssohn. La obra es un recordatorio de la validez de la célebre consigna de Le Corbusier: “Menos es más”; es buena muestra del sentido del color característico de Catalán y de su dominio técnico de la escritura, con pasajes fugados inhabituales en los compositores de vanguardia más recientes. Los miembros de la Sinfónica de Navarra alcanzaron aquí seguramente la mayor cota de intensidad de toda la sesión.

Continuaba la velada con el estreno del Cuarteto de cuerda número 1 de Koldo Pastor, una obra de gran formato que muestra el estilo neoclásico propio del autor, con la mirada puesta en Paul Hindemith, particularmente en los movimientos extremos de la composición. Pero lo más interesante llega en los movimientos centrales, donde Pastor se permite una mayor vena lírica y toma sutilísimas referencias de algunas melodías populares navarras. Los cuatro componentes de la Sinfónica de Navarra tienen muy asumido el lenguaje de Koldo Pastor y ofrecieron la partitura en consecuencia.

Resulta ciertamente paradójico que se ofrezcan sólo dos movimientos de una obra tan centrada en el número cuatro como el Cuarteto de cuerda número 2 de Jesús María Echeverría. Sin embargo, sirvieron como un díptico bien ensamblado en el que podía observarse la singular capacidad del olitense para dar coherencia a episodios muy contrastantes y diferentes entre sí.

En conjunto, fue un concierto que demostró la gran diversidad de la música contemporánea gracias a cuatro músicos realmente implicados y que se escuchó con total concentración en el Salón de Actos de Civican, un entorno muy adecuado para conciertos de cámara como éste.

Comparte la entrada de Xabier Armendáriz

Autor entrada: xabier armendariz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.